En una entrevista, a Bill Gates le preguntaron por sus mayores errores al iniciar un negocio, él respondió, “Hicimos mal todo tipo de cosas, pero al final, terminó funcionando de alguna manera”. Iniciar un negocio es difícil, más aún si nos guiamos por los mitos del emprendimiento que terminan desmotivando o hacen el camino más tedioso.

Hablemos de 3 mitos del emprendimiento que debes conocer si estás creciendo como empresario:

Mito 1: “Puedes emprender y tener éxito usando solamente tu tiempo libre”

Tal vez has escuchado historias de empresarios que usaron sus horas de sueño y vida social para hacer crecer sus negocios en paralelo con sus trabajos. Según Forbes, estas anécdotas son excepciones, pues, por lo general, alcanzar el éxito demandará tiempo.

Lo cierto es que idear o desarrollar un producto o servicio es solo el primer paso, porque crear estrategias de ventas requerirá de tu esfuerzo y dedicación al 100%. Iniciar un negocio es un trabajo a tiempo completo y así debes verlo siempre.

Mito 2: “El financiamiento y la ayuda externa solo se buscan si son muy necesarios”

Si crees que puedes hacerlo todo solo, reconsidéralo. Uno de los principales mitos del emprendimiento es pensar que podemos con todo. Incluso los empresarios más poderosos necesitaron financiación y mentores. De acuerdo con el portal Entrepreneur, buen porcentaje de los préstamos que hacen los bancos son para empresas con uno o dos años de antigüedad.

La financiación te ayudará a captar los mejores talentos y ampliar tu red de contactos. Además, con los expertos verás soluciones y estrategias que te ayudarán a llegar más lejos y más rápido.

Mito 3: “Mi producto es tan bueno que se venderá solo”

Es mucho mejor que tengas el control de tu propio canal de ventas. Enfócate en planificar las mejores estrategias para distribuir tu producto o servicio. Los productos no se venden solos, es más, para desarrollar los mejores canales de distribución, tendrás que invertir.

Henry Ford, fundador de la marca automotriz homónima, dijo una vez: “Quien deja de invertir en publicidad para ahorrar dinero, es como si detuviera el reloj para ahorrar tiempo”. Esto se traduce en el impacto positivo que dejaría de percibir tu empresa.

De nuevo, corroboramos la importancia de la financiación, tanto para la distribución como para la publicidad.

Como ves, iniciar un negocio es un trabajo que requiere compromiso. Sigue estos consejos, ponlos a prueba y supera los mitos del emprendimiento.

Si estás emprendiendo, deberías leer 5 reglas para iniciar un negocio y lograr el éxito.